1. About en Español
Send to a Friend via Email

Your suggestion is on its way!

An email with a link to:

http://lesbianas.about.com/od/Espiritualidad/a/Qu-E-Es-Ser-Espiritual.htm

was emailed to:

Thanks for sharing About.com with others!

You can opt-out at any time. Please refer to our privacy policy for contact information.

Qué es ser espiritual

Existe una faceta espiritual, más allá de la identidad con otros roles.

Por

Llama interior de espiritualidad

Llama interior de espiritualidad

Olga Berrios Photostream- Free Cultural Works Licence- http://creativecommons.org/licenses/by/3.0/

Toda persona está compuesta por muchos aspectos psicológicos que conforman su emotividad y su personalidad. No solo somos de una raza, de un origen, de una condición social o de una orientación sexual. No solo somos lo que nos marcan nuestra profesión o nuestros estudios. No basta con sentirnos de un sexo o un género, o pertenecientes a una familia o a un grupo determinado. Somos todo eso y algo más, a lo que apenas hacemos caso. Toda persona necesita llenar dentro de sí un hueco sensible y emocional al que se da en llamar “espiritualidad” y que muchos llaman “alma”.

Hay personas que llenan esa ansiedad humana con la creencia en alguna de las muchas religiones existentes; para los creyentes, la religión puede dar respuesta a sus expectativas de motivación en la vida, de porqué ocurren las cosas o cuál es el destino de cada uno. Pero hay muchas personas que no creen en una religión específica y para quienes, sin embargo, existe la necesidad de saber quiénes son y porqué sienten una constante inquietud. Esa inquietud no se satisface con objetivos materiales, ni con una vida opulenta o cómoda, simplemente.

La respuesta espiritual

Solemos basar nuestro sentido de la identidad en aquellas cualidades o aspectos propios que se proyectan hacia el exterior y que provienen del exterior. Decimos que somos jóvenes, o maduros, o viejos, en base a lo que nos enseñan sobre la edad. Creemos que somos guapos o feos, con carisma o sin él, por lo que vemos o intuimos que los demás piensan de nosotros. Nos creamos un perfil personal con la mezcla de percepciones que tenemos de cómo nos vemos a nosotros mismos y cómo nos ven los demás.

La espiritualidad va más allá, y nos hace buscarnos en nuestro interior, para dar sentido a la vida. No importa cómo nos vean o cómo creamos que somos para los demás; lo que importa es cómo nos sentimos con nosotros mismos, y en qué basamos esa satisfacción propia o ese rechazo.

Todas las religiones ofrecen a sus fieles una cosa en común: la paz interior, el convencimiento de que están en el camino correcto. En la mayoría de ellas, esa seguridad es el premio que está por venir, en pago a la fe y entrega al dogma o la deidad; un premio que se consigue al final del camino, tras la muerte física. Pero, ¿y si esa inquietud, esas ganas de saber para qué estamos en esta vida y quienes somos verdaderamente, pudiera responderse en el transcurso de esta existencia, ahora, cada minuto en que observamos nuestro “yo” interior?

La espiritualidad humana es la búsqueda de la propia identidad y de cómo nos une con el resto del mundo; la búsqueda de una parte de nosotros mismos que hemos ido descuidando y olvidando. Hay numerosas formas de alentarla y muchas más de esconderla, ya sea por medio de religiosidad, misticismos, o incluso ignorándola mediante el materialismo. Pero ni la compra compulsiva de objetos y la obtención de lujos o privilegios, ni las oraciones o la fe en futuros paraísos, pueden muchas veces llenar ese vacío que parece encontrarse dentro de cada persona.

Plantearse ser espiritual

Ser espiritual no es más que afrontarse uno mismo; o lo que es igual: comprender que estamos vivos para disfrutar y aprender de esa vida. Ser espiritual no es más que ir confiando en el sentimiento y la intuición propios, lejos de voces tremendistas, de temores o dogmas dictados. Se crea en el dios que se crea, o aunque no se crea en ningún dios en absoluto, el mensaje es el mismo: mente y espíritu, bien equilibrados, son suficientes para llevar una vida satisfactoria y plena.

Para lograr ese objetivo no hay más que observarse realmente. Conocerse a uno mismo es reconocer cuántas cosas hacemos porque “quedan bien”, o porque nos lo ordenan o enseñan así, o porque es lo que se espera de nosotros, y cuántas deseamos hacer en verdad. Nadie nace violento, amargado o nervioso; el mundo exterior nos construye así. En nuestras manos está encontrar la paz que permite una mente clara y serena. En nuestras manos está elegir cómo actuamos, perdonarnos a nosotros mismos por nuestros errores, y no juzgar a los demás por los suyos. Eso es espiritualidad también.

La espiritualidad es la base del amor universal, comenzando por la aceptación y el compromiso de mejorar uno mismo. Solo así podemos auto comprendernos y comprender a los demás.

  1. About.com
  2. About en Español
  3. Lesbianas
  4. Espiritualidad
  5. Qué es ser espiritual

©2014 About.com. Todos los derechos reservados.